viernes, 27 de febrero de 2015

Riada y puesta de sol en el Pilar

Esta foto se la dedico a mi tío Marcelino que siempre que venía a Zaragoza lo primero que hacía era visitar el Pilar

Juicio al cadáver del Papa Formoso



La historia del Papa Formoso es una de las más singulares dentro de la trayectoria del Pontificado Católico, es el único Papa que ha sido juzgado en persona, siendo un cadáver, esta y otras circunstancias rodearon el reinado de Formoso allá por el siglo IX.

Publicado en el Podcast Historias aTEAs, en Historia y humanidades
Canal: TEA FM

Bibliografía:
Granados, Alberto: La historia más curiosa en Aguilar. Madrid 2010
Laboa Gallego, Juan Mª. Historia de los Papas: Entre el reino de Dios y las pasiones terrenales. La Esfera de los libros, Madrid 2005

Documental: Processo a un papa cadavere, 2011
https://www.youtube.com/watch?v=1xsO4IdTzNw

Música
Alaska y Dinarama; Perlas ensangrentadas
Eric Clapton; Tears in Heaven
Led Zeppelin; Stairway to Heaven
Violadores del verso; El cielo puede esperar
Banda sonora: El nombre de la rosa

Fotografía: Cuadro de Laurens que representa el Juicio a Formoso

miércoles, 25 de febrero de 2015

Entrevista con Miguel Mena en A vivir Aragón sobre Ontinar de Salz


Entrevista que me hizo Miguel Mena en el programa de la cadena SER Zaragoza, "A vivir Aragón". El domingo 22 de febrero de 2015 sobre Ontinar de Salz, con motivo de mi libro sobre Colonización en la Violada. También intervención en el concurso de los pueblos.


Sesenta años del Teatro Fleta

El Fleta en sus buenos tiempos

El teatro Fleta llegó a ser un símbolo de la ciudad de Zaragoza, o al menos una obra singular debido a sus especiales condiciones estructurales y materiales y además como prototipo de modernidad, ubicado en medio de la gran avenida que une la puerta del Carmen con el puente de Santiago y justo frente al hotel Corona de Aragón, en pleno entre digamos el centro comercial y el centro oficial de Zaragoza. Es un edificio catalogado como edificio de interés arquitectónico y es considerado como una de las cinco obras más importantes del movimiento constructivo contemporáneo en Aragón.

Diseñado según proyecto del arquitecto José de Yarza García abrió sus puertas el 24 de febrero de 1955, sobre lo que antes había sido el espacio del gran teatro Iris, que había sido demolido dos antes y que también era un gran complejo de espectáculos o más bien un pequeño parque de atracciones, y que antes incluso había sido un viejo lavadero del siglo XIX. El nuevo teatro también tenía un doble concepto ya que se dedicaba tanto a teatro como a cine. En principio siguió llamándose Iris, como el anterior teatro, pero poco después tomaría el nombre del tenor aragonés. Contaba con un aforo de 1710 butacas, su escenario tenía 16 m de embocadura y 9 m de fondo y 1.600m2. Este enorme terreno disponía de dos accesos. El principal se abría hacia la avenida de César Augusto y el segundo acceso, que durante muchos años iba a ser el más frecuentado, era un pasaje situado entre las medianerías de varios edificios de viviendas ubicados en el entorno de la plaza del Carmen y de la calle de Azoque. Se trataba del mismo pasaje que desde 1940 había servido de entrada a las instalaciones del Iris Park, además la fachada de ladrillo, muy típico de la arquitectura aragonesa, estaba adornada con elementos alegóricos al teatro, así como rodeando el escenario, que tenía unas máscaras enormes y curiosas que llamaban la atención. El diseño de la fachada es muy similar al City Theatre de Amsterdam diseñado por Wils y Rosenthal en el año 1932 y construido en el 35.

Butacas y escenario del Fleta
En diciembre de 1981 se otorga una licencia para su derribo y Bellas Artes lo paraliza, en diciembre de 1986 el Ayuntamiento de Zaragoza lo cataloga como de interés en el PGOU, con lo cual se evita su derribo. Tras una sentencia del Tribunal Supremo, que autoriza su derribo, y una oferta de compra del ayuntamiento, el consistorio modifica el PGOU para descatalogar el edificio y autorizar la construcción de viviendas, mientras que, en mayo de 1994, la Comisión Provincial de Patrimonio de la DGA prohíbe la descatalogación, en 1998 fue adquirido por el Gobierno de Aragón que convocaba en el año 2000 un concurso de ideas para su rehabilitación ganado por el arquitecto Basilio Tobías Pintre. Precisamente en octubre de ese año, el 2000 se lleva a cabo la última función de cine y es que durante casi veinte años entre unos y otros el Gran Teatro Fleta seguía funcionando, es más fue a principios de los ochenta, cuando ya comenzaban en los despachos la necesidad de derribarlo o no, cuando tuvo su mayor éxito de taquilla ya que en su sala se proyectó la película E.T. de Steven Spielberg en 1982.

Comenzaron las obras para la reconversión del teatro en dos salas de cines con varios niveles y lugares de ocio, se desechó el proyecto y se pensó en rehabilitarlo para destinarlo a ser la sede del Centro dramático aragonés (hay que decirlo que así ha acabado, pero por otras razones), se llegó a constituir un patronato, pero las obras se paralizaron en 2003, y desde entonces el Teatro Fleta se encuentra en estado lamentable, conservando sólo la fachada genuina apuntalada por un andamio que, en noviembre de 2013, el área de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza dictó retirar.

Los intereses políticos y económicos de unos y otros, sólo han conseguido que un lugar emblemático como fue el Teatro Fleta haya quedado en el limbo de la memoria colectiva, creo en definitiva que aquí, todos se han pillado los dedos. La profesora de Historia del Arte de la Universidad de Zaragoza da un dato que puede ser significativo. En 1997 Zaragoza contaba con cerca de 13.000 butacas de cine, cuarenta y cinco años antes, en 1953, con la mitad de habitantes tenía 17.626.


El Fleta en la actualidad según Andalán

viernes, 20 de febrero de 2015

Tejero y el golpe del 23F

El 23F de 1981 está entre lo que podríamos llamar “Fechas fundacionales” de la reciente historia española y el Esperpento de Valle Inclán, lo cierto es que aquella noche la recuerdan hasta los que no la vivieron, gracias sobre todo a la Televisión


Canal: TEA FM
Publicado en el Podcast Historias aTEAs,
en Historia y humanidades

Bibliografía:
Cardona Gabriel: “El día más largo de la Democracia” en Historia y Vida nº 515, págs. 38-53.
Urbano, Pilar: Con la venia… yo investigué el 23F. Argos Vergada, Barcelona 1982.
Oneto, José:
    La noche de Tejero (colección Libros de Cambio16 nº57) Planeta, Barcelona 1981.
       Los últimos días de un presidente: De la dimisión al golpe de Estado (colección Libros de Cambio16 nº42) Planeta, Barcelona 1981.
Cercas, Javier. Anatomía de un instante, Mondadori, Barcelona 2009.
Documentales:
TVE: La imagen de tu vida. El 23F (1981)
Música:
La Trinca, Adaptación de la Danza del sable (Kanchaturian)
Palacios, Juan: Tanguillo del Golpe / Sevillanas del Susto (1981)


Fotografía: Carátula del disco (Single) de Juan Palacios (Diseño, Rosa Capdevilla)

La primera película del cine español

Eduardo Jimeno Correas era un zaragozano que trabajaba como funcionario del Ayuntamiento en la capital y que un día tuvo la vista suficiente como para comprender que el mundo del cine tenía futuro. Había nacido en 1870 y con apenas 25 años su vida cambió. Su padre, que era feriante, conoció el cinematógrafo Lumière, padre e hijo invirtieron en la compra de uno de aquellos aparatos para filmar y proyectar y con este material alquilaron un local en el Paseo Independencia número 27 y que luego se convertiría en el primer cine zaragozano (por la dirección es posible que corresponda a lo que más tarde fue el Argensola).

La primera sesión cinematográfica que pueden ver los zaragozanos se celebra el día 14 de septiembre de 1896 (tal y como recoge la prensa de la época) y no dejan de tener una duración mayor a 30 minutos, pero esto no era sino una preparación para las Fiestas del Pilar. Se dice que con motivo de las Fiestas del Pilar les apareció un competidor con una barraca de las Ferias donde se proyectaban películas y que Jimeno se plantó delante de la puerta de la Basílica del Pilar y el 11 de octubre comenzó a grabar los fieles que salían de misa de doce. Aunque su duración no superaba los dos minutos y medio, la cinta utilizada alcanzó los 17 metros de longitud. Tanto éxito tuvo la película, que según los periódicos de la época, las proyecciones en su sala exhibición comenzaban a las ocho de la mañana y terminaban a las cuatro de la madrugada. Aun llegó a filmar otra película en la que los transeúntes de la plaza se dedicaban a saludar a cámara.

El caso es que durante mucho tiempo esta película fue considerada como la primera obra filmada en España por un español y con motivo del centenario de la misma se acordó hacerle un homenaje mediante una escultura a tamaño natural que representa a Eduardo Jimeno con su cámara de pie y frente a la Basílica: Pero la cosa no acabó ahí. Alguien publicó que un francés, Francis Doublier, ya había rodado en España a finales de 1895, una corrida de toros. Más tarde, en abril de 1896, el operador de cámara también francés Alexandre Promio, rodó en Madrid vistas de la Puerta del Sol, y en Barcelona la Plaza del puerto. También se rodó la anónima llegada de un tren de Teruel a Segorbe. Pero la cosa no quedó ahí y según algunas investigaciones se demostró que Jimeno no podría haber grabado porque ese tipo de cámara no estuvo en venta hasta el año siguiente 1897, cosa que tampoco es seguro porque podría haberlo conseguido de cualquier otra manera y además los anuncios de prensa están constatados y por si fuera poco la salida de misa no es la primera película de Jimeno, sino la segunda, pues había grabado unas maniobras militares en el Ebro, cinta que se pudo recuperar aunque con mala calidad.

Agustín Sánchez Vidal en el libro El siglo de la luz se enmendaba a sí mismo retrasando la fecha de Salida de misa del Pilar hasta el domingo 5-XI-1899. Esta hipótesis se sustentaba en un minucioso peinado de la prensa zaragozana de la época que no recogía ese acontecimiento hasta el 7 y 25 de noviembre del citado año, coincidiendo con el rodaje de una Salida de misa de once y de otra Salida de misa de doce, unida a las maniobras de Pontoneros (que parece que sí quedaron impresionadas, en contra de lo que se creía hasta ahora).

En medio de esta fiebre revisionista, alguien decidió que la plaza del Pilar no era el lugar apropiado y se decidió trasladar la escultura a la plaza de Ariño, pero en lugar de que Jimeno ruede lo que pasa por la calle, se encuentra de espaldas a ésta.

En 1994, ambas películas serían restauradas por la Filmoteca de Zaragoza,3 y, a finales de julio de 2004, fue subastado el equipo con el que se rodó la película, que fue comprado por 129.000 euros por una persona vinculada a la casa Lumière.4


domingo, 15 de febrero de 2015

Carnavales en Villanueva de Gállego hacia 1936

Esta fotografía me llegó esta semana pasada, coincidiendo con el inicio del Carnaval y corresponde a la edición del año 1936, es quizás la única fotografía que se conserva del Carnaval en Villanueva de Gállego de ese año y de ahí el valor documental de la imagen, una niña disfrazada de arlequín.

La imagen me ha hecho reflexionar sobre algo que me parece que no tenemos en cuenta muchas veces cuando analizamos la Historia, seguramente los padres de la niña (me consta que luego fueron del bando nacional) no eran conscientes de que se ese sería el último carnaval de la pequeña antes de una larga Cuaresma de 40 años y seguramente tampoco entenderían que se suspendiera, no en el año siguiente por causa de la guerra, sino más de treinta y cinco años.

Y es que los movimientos cuando se ponen en marcha no se sabe dónde pueden llegar y arrasan con todo que se pone en su camino, a veces ayudan los oportunistas, los demagogos, etc., Bien es cierto que cuando terminan de pasar esas oleadas, la gente común se organiza de nuevo, busca salidas y válvulas de escape que les permitan seguir sobreviviendo. Quizás de esa actitud provenga la palabra "Facha" de la "Fachada" que realizaban las jerarquías del Régimen que seguramente en su intimidad no respetaban porque quizás el Franquismo también tuvo algo de Carnaval, por eso es tan difícil analizar la historia cuando no se ha conocido o se ha vivido de cerca y mucho menos cuando intentamos verla con los ojos de hoy día.

viernes, 13 de febrero de 2015

Tubal: Entre el mito y la historia de la península Ibérica

El Moncayo, una montaña vinculada a Tubal

Tubal pasa por ser el mito fundador de los vascos y también de los españoles, muchas ciudades remiten su fundación a este nieto de Noé que vino a la península Ibérica desde el Cáucaso.

Canal: TEA FM
Publicado en el Podcast Historias aTEAs, en Historia y humanidades

Bibliografía:
Ruiz Vega, Antonio: Los hijos de Tubal. Mitología hispánica, Madrid. La Esfera de los libros 2002.
Guzman Guerra, Antonio, Gómez Espelosín, Francisco Javier, Guzmán Gárate, Íñigo. Iberia Mito y Memoria, Alianza Editorial, Madrid 2007
Enciclopedia Auñamendi: Dirigida por Manuel Estornés Lasa

Película:
Martínez Lázaro, Emilio. Ocho apellidos vascos (2014)
Aronofsky, Darren. Noé (2014)

Música:
La Magallonera “jota popular”

Armen Howhannisyan & Karmin Nur “Armenian Folk”

martes, 10 de febrero de 2015

La Condesa de Bureta

La Condesa en plena actividad
(Grabado de Fernando Brambila)


Hace unos días el Presidente de la Asociación de los Sitios de Zaragoza, Gonzalo Aguado, me comentó que sería buena idea hablar de la Condesa de Bureta ya que se acaban de cumplir doscientos años de su muerte y es quizás la última conmemoración de la guerra de Independencia en Zaragoza y en Aragón. Además dentro de unos días se conmemora la capitulación de la ciudad ante los franceses el 21 de febrero de 1809.
La que ha pasado a llamarse condesa de Bureta se llamaba en realidad María de la Consolación Azlor y Villaviciencio, nació en Gerona en 1775 y era hija de Manuel Azlor un militar aragonés emparentado con la casa ducal de Villahermosa, que fue gobernador militar de Gerona y virrey en Navarra, estando viviendo la familia en Pamplona falleció don Manuel y su viuda junto con sus hijos se trasladó a Zaragoza en 1787. María recibió una importante educación literaria y artística. Con 19 años contrajo matrimonio con el Conde de Bureta, de ahí por tanto le viene el nombre con el que es conocida, aunque quedó viuda en 1805 con dos hijos, del varón, Mariano, descienden los actuales condes de Bureta que poseen un palacio que se puede visitar en la localidad del mismo nombre.
Durante el primer sitio de Zaragoza la condesa formó y dirigió un cuerpo especial femenino, al que denominó cuerpo de Amazonas, que se dedicaba a prestar socorro a los heridos y aprovisionamiento de víveres y municiones a los combatientes. El cronista José Mor de Fuentes, que se encontraba al cargo del puesto de observación en la Torre nueva, dejó escrito que la Condesa le regaló unos excelentes anteojos que heredó de su padre para controlar mejor los movimientos del enemigo y especificar el número cabal de las tropas y la calidad de las piezas que se ponían en movimiento los sitiadores.
Palacio de los condes en Bureta (Zaragoza)
Convirtió su palacio situado junto al actual Mercado Central, en lo que era el SEPU viejo, en hospital y asilo y llegó a empuñar personalmente las armas en ocasiones de excepcional peligro. Ocurrió el hecho en el memorable Cuatro de Agosto 1808, cuando el enemigo penetraba en el corazón de la ciudad: é impresionada la Condesa ante el temor de que los franceses atacasen su calle, ordenó que en sus bocas se construyesen barricadas y se dispuso a defenderlas, poniéndose al frente de un pelotón de intrépidos vecinos encantados de servir a las órdenes de tan gentil capitana.
En otoño de 1808 contrajo matrimonio con Pedro María Ric y Montserrat que era barón de Valdeolivos y regente de la Real Audiencia de Aragón. Al producirse la capitulación de Zaragoza el 21 de febrero de 1809, el mariscal Lannes permitió a la condesa y a su familia abandonar la ciudad para trasladarse a Valencia, en esta ciudad la pareja tuvo a su hija única Pilar Ric y Azlor, quien años adelante casó con D. Ramón de
Otal. Pedro Mª Ric resultó electo diputado a Cortes y por tanto tuvieron que trasladar su domicilio a Cádiz para tomar activa parte en la labor constituyente, permaneciendo en aquella hermosa ciudad andaluza hasta que el definitivo triunfo de España, al comenzar el año 1814, le devolvió a su casa de Zaragoza y al alto cargo de Regente de la Real Audiencia de Aragón.
La Baronesa de Valdeolivos sentada y
la Condesa de pié. Ambas son descendientes
de la Condesa de Bureta
Durante la estancia gaditana llegó la noticia a Aragón de que los Barones de Valdeolivos pasaban apuros en Cádiz al no recibir las rentas de su patrimonio, enterado de esto Ramón Gayán y Díaz, un guerrillero aragonés de la época, marchó secreta y rápidamente sobre Bureta y sorprendiendo la villa se apoderó de una gran partida de trigo almacenada en los graneros del Conde; cargándola en carros escapó con la misma rapidez con la que había aparecido, el guerrillero vendió el grano y giró su importe a los nobles desterrados que, por el momento, pudieron salir de sus apuros.

Una vez finalizada la Guerra la Condesa fue condecorada por Fernando VII y aclamada como una heroína. La Condesa falleció el 23 de diciembre de 1814 víctima de un sobre parto a la edad 39 años.

domingo, 8 de febrero de 2015

Rucones o Roncaleses

Archivo Histórico Provincial de Zaragoza (Fondo Coyne)
Hace poco he leído en el Diccionario Enciclopédico de Pascual Madoz, (que por cierto era navarro de Pamplona) que el primitivo pueblo de los Rucones eran los antecedentes de los roncaleses y que el nombre de este valle proviene de esa tribu. San Isidoro recoge que los reyes visigodos, Sisebuto y Suintila les hicieron guerras y el monje de Albelda los llama “vascones”, de Rucón por deformación se pasa a Vascón. Otro monje de la Edad media, llamado el Biclarense, los llama Aragones considerando por tanto que Aragón proviene de la degeneración de Rucón, siendo el río Aragón, el río de los Rucones y el reino de Aragón, el reino de los Rucones.

No convence mucho a Madoz esta idea, pues cree que un río que pasa fuera del valle no tiene por qué dar nombre a éste, aunque el cauce que lo atraviesa sea afluente del Aragón. Precisamente dice en este sentido que la voz oriental Nahar equivale a nuestra apelativa río. El propio que distingue al valle de Roncal, el Ezca, puede ser derivado del también oriental Escha, «habiéndosele impuesto en razón de ser la base de la fecundidad del valle y aun su progenitor». De Nahar-Escha o según sugiere Madoz “río padre” o “río vida” pudieron llamarse los habitantes de sus riberas Naharezchanos o Naharezchones y por medio de aféresis usuales, de Naharschones quedan Rechones, de cuyo nombre solo se diferencia ya el de Rucones en sencillas variantes como son la “e” y “a” la “ch” y la “c”.

Prosigue diciendo Madoz que el padre Henao, después de arduas disquisiciones, llegó a la conclusión de que los Rucones eran riojanos. Opinión la comparte la enciclopedia Auñamendi, ubicándolos en los valles montañeses de la Rioja y Cantabria, siendo en el siglo VI (en tiempos de los godos) limítrofes con los suevos, quienes encabezados por su rey Miro hacia el año 572 ataca a los Rucones. La idea que defiende esta tesis es que Ruconia procede de Río Oca (afluente burgalés del Ebro que también se conoce por Besga), al que añadiéndose la terminación latina “nia” terminaría siendo “Ruconia”. Incluso que la palabra Rioja, provenga de Ruoca o tierra de los Rucones.

Sea cierta una o la otra, los Rucones aparecen citados por vez primera en el siglo VI con motivo de enfrentamientos con los reyes visigodos, si es así es posible ya estuvieran siglos antes, seguramente se trate de tribus traídas por los romanos para colonizar la península Ibérica, hay quien dice que provienen del Caucaso (Georgia o Armenia) no obstante Aralar, la sierra que separa Navarra de Guipuzcoa, tiene una leve desviación de Ararat en su pronunciación. Sin llegar a la altura de este volcán con más de 5.000 metros, comparte con la montaña de Noé su característica sagrada y mítica. También en Armenia se encuentra otro monte que supera los 4.000 metros llamado Aragatsotn y que da nombre a una de las provincias en que se divide el país, de Aragatsotn puede venir Aragón. En Georgia existe el rio Aragvi, que discurre por la antigua Iberia y que el griego Estrabón en el siglo I lo cita en su Geografía de tres maneras; ton Aragon, to Arago y ton Aragona. El texto que hace referencia es el siguiente: En el centro hay una llanura atravesada por ríos, el más largo de ellos el Ciro, tiene sus fuentes en Armenia y penetra enseguida en la llanura mencionada recibiendo las aguas del Arago, que fluye desde el Cáucaso y de otras corrientes…”
Archivo Histórico Provincial de Zaragoza
(Fondo Coyne)


Los defensores de las teorías tubalistas dicen que el nombre de este río es similar al del que cruza Pamplona, el Arga, aunque también en Cinco Villas existen los llamados Arbas de Luesia y de Biel. La Enciclopedia Auñamendi también relaciona el rio armenio Arajes con el navarro Araxes y el monte Gordieyo con el Gorbea. Por tanto es difícil que la palabra Aragón provenga de Rucón, aunque prefiero creer como Madoz, que los Rucones tenían su refugio en Roncal. Digo esto por una sencilla razón, la Roncal es la derivación más sencilla y rápida que puede venir de la palabra Rucón, es muy posible que este pueblo habitara la zona occidental de los Pirineos centrales y el oeste del rio Aragón y cuya cabecera sería el actual valle del Roncal.

Castillo de Loarre nevado


viernes, 6 de febrero de 2015

Los últimos de Filipinas


La pérdida de Filipinas supuso la desaparición de la presencia española en el Pacífico que había durado unos trescientos cincuenta años y en los que el Imperio colonial se había extendido también por otros puntos de ese océano.

Canal: TEA FM

Bibliografía:
Leguineche, Manuel: Yo te diré. La verdadera historia de los últimos de Filipinas, El País-Aguilar, Madrid 1998.
Serrano, Carlos. Final del imperio: España, 1885-1898. Edit. Siglo XXI, Madrid 1984.
Tarín, Santiago. “Filipinas: La guerra olvidada” en Historia y Vida nº418, págs. 67-75.
Películas:
Los últimos de Filipinas, Antonio Román, España 1945
Música: 
Yo te diré (popular) Nani Fernández 
Los últimos de Filipinas, Romance.
Fotografía:
Los últimos
Iglesia de Baler

martes, 3 de febrero de 2015

Juan Bruil y la puerta del Duque

Hoy hablamos en Radio 4G del político zaragozano Juan Bruil Ollarburu. Un influyente personaje de la burguesía local a mediados del siglo XIX, que llegó a ser ministro liberal y que tuvo un torre en el parque que lleva su nombre, a él se debe también la construcción de la última puerta zaragozana ¿Porqué recibe el nombre de Puerta del Duque?

La música la pone Nairi Grigorian al piano.




Canal: Radio 4G Zaragoza



Juan Faustino Bruil y Olliarburu




Hace unos programas Fernando nos citaba una de las puertas históricas de Zaragoza, la del Duque, o más bien la Puerta del duque de la Victoria. Pues bien esta entrada que se encontraba muy cerca de nuestra emisora, entre la plaza de San Miguel y el puente del Huerva, se llamaba así en honor a Baldomero Espartero, el general liberal español que venció en la guerra contra los Carlistas, que fue Regente, más tarde Presidente del Consejo de Ministro e incluso llegó a ser candidato a ocupar el trono español tras la Revolución gloriosa de 1868.

Quien mandó levantar o construir esta puerta fue Juan Faustino Bruil y Olliarburu, un importante personaje de la burguesía zaragozana de mediados del siglo XIX. Descendiente de una familia originaria del Bearn, que tenía una tienda en la calle Espoz y Mina. Juan nació en plena ocupación francesa de la ciudad, en 1810. Fue director del Banco de España en Zaragoza, que entonces se llamaba de San Fernando. En 1845 formará parte de la primera sociedad anónima dedicada en Aragón a operaciones de crédito, un antecedente de lo que fue el Banco de Zaragoza. Como político jugó un papel destacado en llamada revolución de 1854 que devolvería al poder a Espartero, quien agradecido lo nombra ministro de Hacienda un año más tarde, a él se debe la primera Ley española de Sociedades anónimas de crédito que facilitarán la entrada de crédito extranjero, sobre todo francés.

Ferviente partidario y admirador del General progresista regaló a la ciudad de Zaragoza la Puerta de la Victoria que en honor del general Espartero se construyó en lo que hoy es plaza de San Miguel, es la más reciente de las puertas que ha tenido la ciudad y la de más corta existencia. En principio, se trataba de arquitectura efímera y conmemorativa, ya que el proyecto primero consistía en unos arcos de triunfo dedicados a celebrar la visita del general Espartero (apodado ‘Duque de la Victoria’, de ahí el nombre de la puerta) a la ciudad. Por la precipitación con la que se hizo y la falta de cimientos se derrumbó al poco tiempo y Juan Bruil, sufragó la definitiva que se realizó más tarde en hierro fundido y sobre cimientos de sillares de la cantera de Muel. Esta segunda puerta tenía dos partes laterales para peatones y la central para el tráfico y se abrió al público en 1861. Desapareció en 1919 y sólo queda un mural recordatorio de la misma, en un edificio anexo.

Esta puerta conducía también a su extensa y lujosa torre que se encontraba en los terrenos que hoy ocupa esta emisora, junto al parque Bruil, pues de este ministro, diputado y senador zaragozano toma su nombre

En esta finca pertenecía antes de la Desamortización un convento, Bruil realizó cuantiosos gastos para convertirla en una lujosa residencia cuyo parque podía ser visitado por los zaragozanos en los días festivos; según un cronista local, la casa estaba «rodeada de espesas alamedas, laberintos formados por los árboles, montaña rusa, estanques, jardines con caprichosa variedad de flores y extensos invernaderos», cuidados por jardineros franceses que se ocupaban también de la abundante fauna que habitaba la torre y que iba desde los faisanes hasta los ciervos, pasando por una serie de estanques convertidos en acuarios. Pero Bruil no solo tenía esta propiedad, en otra extensa torre situada en el Burgo de Ebro, Bruil introdujo también modernas técnicas agrícolas.

Entre los muchos proyectos que ofreció a la sociedad aragonesa está el que realizó en 1853 para la construcción del ferrocarril a Francia Buscar por Canfranc. También realizó un minucioso estudio para hacer navegable el Ebro desde Tudela hasta el Puerto de los Alfaques, con objeto de poder disponer de un fácil acceso al mercado catalán para los productos aragoneses. Juan Bruil falleció sin descendencia en 1878, pero el parque no lo legó directamente a la ciudad, sino que hay que esperar a mediados del siglo XX hasta que se aprobó la construcción de este espacio de 4 Has., que tenemos aquí al lado.

Hasta hace unos pocos años existía un mini Zoo con algún oso, un león etc., también se conservan los restos del molino de Martín de Goicoechea y que se encontraba en ese lugar.

Talabarte

Según el Diccionario de la RAE., Talabarte es el cinturón o correaje que sirve para sujetar a la espada. En Aragonés, Talabarte viene ...