sábado, 7 de marzo de 2015

La anilla del puente de Piedra en Zaragoza

La anilla se encontraba en el arco que tapa la arboleda

He estado repasando la historia de las riadas en Zaragoza y me he encontrado que en la de 1961 “se arrastraron 4.130 hectómetros cúbicos más de cuatro millones de litros por segundo, duró siete días” y fue la más grande del siglo XX, tal es así que el agua del Ebro “llegó hasta la anilla que pendía de la primera arcada del puente y que siempre servía como referencia a los zaragozanos”. Esta argolla o anilla ya aparece citada en la riada de 1787 por Faustino Casamayor y más tarde en la de 1871, como señal o indicativo de la cantidad de agua que bajaba por el río, es decir si el Ebro cubría la anilla entonces era una gran riada y había que temer que entrara en la ciudad, ni no, era una crecida más o menos normal.

He preguntado si todavía existe esta anilla pero me han dicho, gente que conoce el puente, que desconocen que exista o al menos de su historia, parece ser que la última referencia que hay sobre este elemento del puente de Piedra es de 1961 y que seguramente desaparecería en alguna reforma posterior. Como todo lo que ocurre en esta ciudad, el desconocimiento o el desinterés hicieron que el ebrómetro de Zaragoza desapareciera, una pena porque hoy día nadie recuerda “la anilla del puente de Piedra” que se encontraba en el actual primer arco, el más cercano a la Lonja y que servía para avisar a los zaragozanos de la virulencia del río más caudaloso de la Península.


No hay comentarios:

Publicar un comentario